Los centros de donación de sangre de AVIS cuentan con 1,2 millones de donantes al año en 3000 puntos de Italia, de los cuales 25 000 pertenecen a la sede central de Milán.

Reto: Impedir el acceso a intrusos y proteger a los donantes

El centro de donación de sangre de AVIS en Milán ha sufrido robos en varias ocasiones. Los intrusos buscaban hacerse con material médico, ordenadores, dinero y objetos personales de los empleados.

Por tanto, era necesario controlar el acceso y proteger las instalaciones frente a robos y actos de vandalismo. De hecho, incluso el personal médico se encargaba de vigilar a los donantes que se encontraban fuera de la zona de extracción, ya que algunos podían mostrar conductas sospechosas después de donar sangre.

Desde 2016, la sede de AVIS en Milán utiliza la tecnología de vídeo MOBOTIX. Los tres factores decisivos para dar este paso fueron la excelente calidad de imagen, la posibilidad de gestionar las zonas principales a través de un único servidor y la excelente ciberseguridad para proteger los datos confidenciales.

Conclusión: La mejor tecnología para ofrecer la mejor atención

“Los donantes colaboran con nosotros sin pedir nada a cambio. Lo mínimo que podemos hacer es ofrecerles una atención impecable, para lo que contamos con el sistema MOBOTIX. Deben sentirse totalmente seguros y protegidos”, afirma Sergio Casartelli, director general de la sede de AVIS en Milán.